Los edificios más icónicos de New York6 min read

Son muchas las razones que están detrás de la elección de un destino turístico. Algunas personas van en busca de unas largas jornadas de playa y serenidad, mientras que otros esperan encontrarse con una vibrante metrópolis. Lo que pocos saben es que muchos viajeros eligen sus destinos buscando explorar y capturar joyas de la arquitectura urbana de una determinada ciudad. 

 

El turismo arquitectónico es una tendencia que no para de crecer a nivel mundial. De hecho, en las redes sociales ya hay influencers que se dedican a recorrer distintas ciudades capturando imágenes de edificios de un determinado estilo que les obsesiona y han desarrollado una forma de vida basada en esta actividad.

 

Quienes aman recorrer una ciudad para descubrir cuáles fueron las influencias que marcaron su estilo arquitectónico, sin dudas, encontrarán en New York un lugar inagotable en el que podrán disfrutar de los más diversos estilos.

 

Afortunadamente, la ciudad más poblada de los Estados Unidos tiene una larga trayectoria dentro del sector turístico. Quienes estén pensando en visitarla, encontrarán muchísimas ofertas en hoteles de New York que seguramente podrán satisfacer sus intereses y presupuestos.

 

A través de cualquier motor de búsqueda, se puede acceder a los hoteles en Nueva York, las reseñas de sus clientes y la posibilidad de hacer reservas. 

 

Pero, antes de revisar los hoteles en Nueva York, conviene leer este artículo para conocer cuáles son los edificios más icónicos de New York, dónde están ubicados y que nos dicen del estilo predominante de la metrópolis global.

 

Edificaciones más populares de New York

Si bien este artículo reúne los edificios más icónicos de New York, la ciudad está plagada de gemas ocultas que vale la pena conocer a las que no se mencionará en este listado. Es parte del desafío del viajero explorador ir en busca de lo que está más allá de los catálogos. Una buena manera de hacerlo es perderse en la ciudad o buscar hoteles en Nueva York alejados de las áreas centrales que nos obliguen a recorrerla también en su interior.

 

Más allá de los lugares que quedarán para descubrir, la ciudad central del Área Metropolitana de Nueva York está plagada de joyas arquitectónicas populares de los más variados estilos y representa, por esa razón, uno de los destinos más preciados por los amantes del turismo arquitectónico.

 

A continuación, se presenta el listado de las visitas infaltables en el recorrido de un viajero amante del diseño. 

 

Brooklyn Bridge

Este puente colgante es uno de los símbolos más destacados de la ciudad de Nueva York. Atraviesa el Río East para unir los distritos de Brooklyn y Manhattan y su construcción demoró 13 años, entre 1870 y 1883. John Augustus Roebling fue el titular de la firma encargada de la construcción y la obra fue tan innovadora que, al momento de su inauguración, era el puente en suspensión más grande del mundo.

 

Quienes aman la arquitectura, reconocerán en el Brooklyn Bridge un símbolo de la ingeniería del siglo diecinueve. Los arcos de las torres, así como los materiales elegidos, inscriben principalmente a esta edificación en el estilo neogótico.

 

Monumento de la Estatua de la Libertad

Entre los edificios más icónicos de New York y de los Estados Unidos, la Estatua de la Libertad ocupa, sin dudas, un lugar privilegiado. Esta obra es tan famosa a nivel mundial que ha ilustrado miles de remeras, posters y ha sido imitada en miniaturas representativas de la ciudad más que cualquier otro edificio.

 

Su escultor fue el francés Frédéric Auguste Bartholdi y la realizó en base al cobre, lo que con el tiempo le otorgó su característica pátina verde. 

 

Está ubicada en la isla de la Libertad, al sur de Manhattan y fue un obsequio que Francia le otorgó al pueblo de los Estados Unidos en 1886, con motivo de la celebración del primer centenario de la Declaración de la Independencia.

 

One World Trade Center

Como parte de la reconstrucción posterior al ataque terrorista de las Torres Gemelas, la ciudad de Nueva York creó el One World Trade Center, un edificio que se ubica dentro del complejo World Trade Center. 

 

Este edificio abrió sus puertas en el año 2014, está ubicado en Lower Manhattan, es el edificio más alto de la ciudad y el séptimo rascacielos más alto del mundo, incluyendo 94 plantas.

 

Se trata de una obra de la arquitectura moderna que tiene un cuadrado de base que va girando hasta rotar 45° y culminar a 415 metros de altura.

 

Woolworth Building

También dentro de la arquitectura neogótica, el Woolworth Building fue uno de los primeros rascacielos del país y, más de cien años después, sigue siendo uno de los edificios más altos de la ciudad y los Estados Unidos.

 

Su nombre se debe, a que el terreno en el que fue construido, pertenecía a F. W. Woolworth y su aspecto lo hace similar a una catedral gótica, gracias a las gárgolas y pináculos que adornan su fachada. Popularmente, se lo conoce como la catedral del comercio.

 

56 Leonard Street

Descrito como casas apiladas hacia el cielo, este rascacielos de 250 metros de altura y 57 plantas se destaca por su particular diseño, similar a una torre de jenga.

 

Clasificado como una obra de la arquitectura high-tech o tardo modernismo, gracias a sus estructuras de acero y su estética industrial, este edificio es, sin dudas, uno de los sitios más visitados por los amantes del diseño.

 

Es el edificio más alto del barrio Tribeca y fue creado por Herzog & de Meuron, un estudio de arquitectura de origen suizo que recibió el premio Pritzker de la Fundación Hyatt, siendo el principal galardón para honrar a un arquitecto a nivel mundial.

 

Edificio Flatiron

A comienzos del Siglo XX, el Edificio Flatiron era una de las estructuras más altas de Nueva York, alcanzando los 87 metros de altura. Se trata de una edificación centenaria de Manhattan que originalmente se llamaba Fuller, debido al apellido del fundador de la empresa constructora.

 

Si bien hace tiempo dejó de ser el más alto, su forma triangular ha logrado que este edificio siga destacándose en una ciudad plagada de rascacielos y es conocida por ocasionar una importante corriente de viento en las calles linderas. 

 

Su estilo se inscribe dentro del Beaux Arts, y muchos dicen que su estructura simula una columna griega.

¡Comparte!

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp
Turespacio

Turespacio

Deja tus dudas y/o comentarios:

Turespacio

Somos un blog de viajeros para viajeros, de esos que nos apasionan los viajes y lo hacemos a menudo, aquellos del tipo que buscamos hacer de cada viaje una experiencia, desde que compramos los boletos de avión, reservamos hotel y empacamos la mochila.

Entradas recientes

Síguenos en Facebok

¡Suscribete! no te pierdas de nada

¡Recibe nuestro contenido directamente en tu bandeja de entrada!